Educación emocional y yoga ... para un desarrollo global de niños, niñas y adolescentes - Lycée Français Molière

La inteligencia emocional se define por la capacidad de reconocer, comprender y controlar las propias emociones y de lidiar con las de quienes nos rodean. Refuerza el concepto de inteligencia social y cognitiva y define rasgos de carácter como la autodisciplina, la compasión o el altruismo, que son esenciales para una buena adaptación. También es una de las 7 habilidades profesionales clave reconocidas por la Organización Mundial del Trabajo.

Aprender a reconocer y manejar emociones, desarrollar empatía y comunicarse de manera asertiva es tan importante como aprender a hablar varios idiomas porque nos permite “ampliar nuestros horizontes». Es una lección de vida que comienza en el hogar, con la familia, y continúa en la escuela, con un equipo educativo y un personal comprometido que desea que los niños alcancen su máximo potencial.

Desde Maternelle (Educación Infantil) hasta la Terminal, el Liceo francés Molière quiere enseñar a todos sus alumnos, a lo largo de su escolarización, a reconocer, recibir, aceptar y canalizar sus emociones … Y les ofrece actividades dirigidas a su realización personal …

El manejo de las emociones de los niños es una acción educativa diaria en Maternelle

Cada mañana, los alumnos cuelgan su etiqueta de «nombre» en el tablero de emociones para familiarizarse con su vocabulario y aprender a reconocerlos. Los maestros regularmente dan las palabras que describen las reacciones en el aula o en el patio de recreo para enseñar a los niños a identificarlos y luego nombrarlos correctamente.

La educación artística juega un papel fundamental en este aprendizaje: ver obras de arte, escuchar extractos musicales que nos hacen pensar en esto o aquello, emoción, expresión de emociones a través de la mímica, la danza o el dibujo… son algunos ejemplos del trabajo realizado en clase con los más pequeños.

Un pequeño recordatorio sobre los talleres que ya se han establecido sobre la gestión emocional en La Maternelle:

Talleres introductorios sobre habilidades sociales

Aprender a comunicarse con confianza es la clave para desarrollar la autoestima para entablar relaciones basadas en la confianza y para tener éxito en los estudios.

Por 3er año consecutivo, el Liceo organizó talleres introductorios sobre habilidades sociales, con el apoyo del Equipo ESTUDIOTEC, una escuela especializada en coaching escolar, que brinda ayuda a alumnos con dificultades.

«¿Vivimos solos? Aprender a comunicarse bien» es el programa de talleres de gestión emocional y comunicación que Estudiotec ha implementado, durante todo el mes de junio, con los alumnos de 5ème y con los de 4ème, y con un taller para los de 3ème, especialmente orientado a la presentación para prepararles para los exámenes orales del Brevet.

El propósito de estos talleres es enseñar a los estudiantes estrategias para enfrentar activamente las dificultades emocionales en la escuela (bloqueos, estrés frente a los exámenes, dificultad para perseverar en las tareas, comunicación con compañeros y manejo de conflictos en general). Todas estas herramientas les ayudarán, también, a mejorar sus resultados académicos.

Las clases de 6ème llevaron a cabo 4 sesiones de trabajo sucesivas con Amor González, el psicólogo escolar, durante las cuales ejercitaron la empatía y los límites.

En la escuela primaria, las clases de CE1, CE2 y CM1 también pudieron beneficiarse en mayo del ciclo de desarrollo de empatía y manejo emocional con la asociación Estudiotec. Esto permitió un intercambio entre los profesionales de la psicología y nuestros profesionales pedagógicos, los profesores.

Estos talleres, al igual que muchas otras acciones, forman parte de la planificación anual del Comité de Educación para la Salud y Ciudadanía y contribuyen a la calidad del clima escolar.

Conoce tu cuerpo y aprende a escuchar con yoga y meditación

Hace unos años, el Liceo introdujo a los alumnos en la práctica del yoga: al principio, como una actividad extraescolar, luego con sesiones en el aula para todo Maternelle y Primaria.

El yoga es una disciplina que tiene como objetivo lograr la integración física, emocional y espiritual del ser humano. Su objetivo, a través de la meditación, es estar presente y facilitar la escucha interna, base del autoconocimiento.

A través de los ejercicios de concentración, los niños desarrollan la capacidad de mantener la atención en una tarea concreta por más tiempo con menos esfuerzo.

«Los niños pueden estar totalmente presentes en la clase y minimizar la interferencia mental, ahorrando así su energía a lo largo del día. La ausencia de interferencia mental maximiza la memoria «, dice Carlos Moya, el maestro de yoga, quien también es ex alumno de Liceo francés Molière.

A través de técnicas de relajación, los niños descubren y potencian el estado de tranquilidad. La práctica de la relajación puede ayudar a los niños a descansar mejor y vivir con más salud y vitalidad. El uso de estas herramientas en clase puede ayudar a los maestros a reenfocarse y calmarlos.

«En CE2, decidimos lanzar este proyecto hace un año después de darnos cuenta de que solíamos decir a nuestros estudiantes « concentrarse o calmate » pero, en realidad, no les dábamos las herramientas necesarias para hacer posible esa concentración o para alcanzar ese estado de relajación necesario para el buen progreso de las actividades realizadas en clase», explican las maestras Aurélie Delaporte y Cyrielle Le Marre.

Los niños se dan cuenta de los mecanismos internos y las dificultades que les impiden aprovechar al máximo el momento presente. Las técnicas de respiración y relajación equilibran la función del sistema nervioso y les permiten regular conscientemente su nivel de activación.

El contacto regular con ellos mismos a través de la meditación en movimiento puede estimular la creatividad e inspirarlos a actuar en el mundo real, lejos de las pantallas de televisión, consolas de juegos, ordenadores, etc.

La práctica regular de relajación ayuda a los niños a enfrentar los desafíos y las dificultades de su vida diaria con menos estrés. Los ejercicios de respiración son una herramienta esencial para controlar las emociones.

Las posturas de yoga promueven el desarrollo corporal adecuado y permiten al liberar la tensión, para satisfacer su necesidad natural de movimiento. La práctica física del yoga también fortalece la fuerza de voluntad y la autoestima de los practicantes.

Alumnos y profesores, todos muy satisfechos con el resultado…

«Sentí que mi cuerpo era más liviano, como si tuviera más confianza en mí mismo. Y luego Carlos, el maestro es muy divertido, hace las posturas a la perfección y baila muy bien. Me sentí triste cuando acabaron las sesiones”, dice Cocó (CM2A).

«Fue muy agradable hacer el estiramiento, los juegos. Me siento más confiado ahora, recuerdo las bonitas palabras en las tarjetas de corazón: graciosas, leales, confiables, amables «, dice Paul (CM2A)

«Aprendí a ser paciente, además de que mi respiración es mucho mejor, sabiendo que soy asmático, siento que me alivia. Reanudo los ejercicios de yoga en casa. Mi hermano lo hace conmigo, solo tiene 3 años», dice Mahé (CM2A).

La actividad es tan importante para el personal de Molière que se abrió a los adultos, dos veces por semana de forma voluntaria.